UP

-     Escrito por elena

Las propiedades medicinales de la caléndula y su cultivo ecológico

El Aceite de caléndula, por lo que sabemos resulta idea para la piel del bebé, la piel seca o sensible., pero lo cierto es que la caléndula no cuenta tan solo con propiedades para la piel sino que es también  ideal como cicatrizante por ejemplo. En Viviendosanos os hablamos a continuación de las propiedades medicinales de la caléndula y su cultivo ecológico.

aceite-calendula-que-es

¿Qué es la Caléndula?

La caléndula es una planta que crece de manera espontánea y existen múltiples variedades tanto perennes como anuales. Su color va desde el brillante amarillo al anaranjado. El color de sus flores se debe a sus altos niveles de carotenos, luteína y licopeno. La caléndula es usada en múltiples remedios naturales para la piel.

aceite-calendula-propiedades

Otros nombres por los que se conoce esta flor es  como flor de difunto, maravilla o flamenquilla. Su origen lo encontramos en el sur de Europa y actualmente su cultivo está extendido por muchas otras zonas del mundo gracias a que es conocida por sus propiedades medicinales tanto para el cuidado de la piel como por otras muchas que más adelante os vamos a explicar.

A partir de la flor de la caléndula se extrae el aceite por destilación al vapor. Con el fin de lograr el aceite se empapan los pétalos de la caléndula de aceite de oliva, el aceite que queda cuando el proceso de destilación se ha completado es el aceite de caléndula. El aceite debe ser de un color naranja oro y una vez se ha obtenido ya se vende en pequeños frascos o botellas que nos permiten aplicarlo para sus muchos usos medicinales tal y como vamos a ver a continuación.

Las propiedades medicinales de la caléndula

Quizás la propiedad más conocida en el  Aceite de caléndula sea que es un buen remedio o tratamiento para la piel sensible, y en especial para prevenir rozaduras del pañal en bebés.

Por otro lado va muy bien su aplicación sobre pieles agrietadas y secas. Y de hecho muchas veces se recomienda para tener una manos cuidadas, en especial en invierno ya que con la caléndula podemos evitar la aparición de los molestos sabañones en las manos, los pies o la cara.

Muchas mujeres se dan un ligero masaje de aceite de caléndula en el rostro, ya que también mejora la elasticidad de la piel y previene la aparición de arrugas.

El aceite de caléndula es apropiado además para aliviar piel con quemaduras tanto en verano, como las quemaduras producidas por fuego. Además reduce el malestar y cura las erupciones en la piel, las llagas y los morados.

Puede utilizarse como un aceite anti-inflamatorio; resulta ideal usado como masaje sobre zonas inflamadas.

aceite-calendula-propiedades-medicinales

En torceduras, esguinces la caléndula es también efectiva y podemos aliviar su dolor. Además muchas personas también la usan  en problemas de circulación, venas inflamadas, arañas vasculares o para el tratamiento úlceras en las piernas.

La caléndula tiene propiedades antisépticas y antimicrobiana contribuye a mejorar las pequeñas heridas y cortes menores. También ayuda a mejorar las picaduras de insectos.

Por otro lado, la caléndula tiene propiedades contra los hongos, y es beneficiosa en dolencias como el pie de atleta o la tiña.

Otra de sus muchas propiedades es que se utiliza para eliminar las verrugas víricas y es también un buen remedio natural para prevenir las náuseas y los vómitos

La caléndula es tónica del hígado, favoreciendo su correcto funcionamiento y ayuda para el tratamiento y la recuperación de la gingivitis, laringitis, amigdalitis y llagas en la boca.

Está indicada para combatir el pié de atleta u hongos. Además, mejora los abscesos, forúnculos, dermatitis y otros problemas en la piel como grietas, sequedad o llagas.

Cómo se utiliza la caléndula

aceite-calendula-propiedades-como-se-utiliza
La caléndula es un ingrediente muy usado en cremas, ungüentos, lociones y todo tipo de productos cosméticos por sus propiedades calmantes y regeneradoras.
El aceite de calendula aumenta la producción de colágeno, contribuye a mejorar la cicatrización de la piel, el colágeno tiene un efecto regenerador del tejido. Gracias a sus propiedades antioxidantes actúa contra los radicales libres responsables del envejecimiento de la piel.

Puedes encontrar múltiples cremas con caléndula, el aceite de caléndula lo encuentras en herboristerías o tiendas de productos naturales.

Cómo tomar la caléndula

aceite-calendula-propiedades-como-tomar

Al ser  un aceite ya hemos dicho que podemos encontrarlo de este modo o en cremas, pero también podemos consumirla  elaborando una infusión con la flor seca o fresca, a una cucharadita por cada taza de agua caliente.

Con la infusión también se pueden hacer y gárgaras si tenemos que tratar por ejemplo infecciones en la boca o en la garganta.

En la cocina podemos añadir sus flores y hojas a ensaladas y otros platos para decorar y aportar color. Aunque por sus cualidades medicinales, también se utilizan las hojas, las raíces y las flores.

Cultivo ecológico de la caléndula

aceite-calendula-propiedades-cultivo-organico

Si deseas cultivar caléndula has de decir que esta es una planta que se reproduce fácilmente por semillas. Lo mejor es tenerla en el exterior y crecerá bien si la tenemos en un clima que sea templado. Es bastante resistente ya que puede crecer tanto en el sol como en la semisombra.

Una vez plantadas sus semillas, requiere riegos regulares, aunque en pequeñas cantidades de agua,es más la tierra nunca debe estar demasiado húmeda.

Es una planta resistente a bajas temperaturas, incluso heladas y no es muy exigente en cuanto a suelos ricos en materia orgánica.

Una vez que las flores se abren se cosechan, lo mejor es que las guardemos en un lugar oscuro, seco y con buena ventilación  para que se sequen y poder guardarlos hasta que los utilicemos.

Cómo hacer nuestro propio aceite de caléndula

Sin duda, ya sabemos que la caléndula, como tratamiento natural de algunas zonas del cuerpo, órganos y enfermedades, es de lo más efectiva, especialmente el aceite, que es un concentrado. Pero en ocasiones, cuando compramos el producto, especialmente en superficies grandes, la caléndula es lo que menos hay dentro del aceite que compramos. Es decir, no es puro, peor lo venden como si lo fuera.

aceite-de-calendula-como-hacer

No decimos que la lavanda o el eneldo sean malos extractos para la caléndula, pero ya sabemos que mientras más puro, será mucho mejor, porque sus propiedades no se ven interrumpidas ni disfrazadas. Por eso, en viviendo sanos os mostraremos cómo hacer nuestro propio aceite de caléndula, para que no tengas que comprar en otro lado, simplemente hacerlo en tu casa.

Cómo hacer nuestro propio aceite de caléndula: ingredientes

Sólo necesitamos aceite de almendras que es el más neutro y la base de muchos aceites caseros, flores de caléndula, como lo equivalente a un ramo o 10 ó 12 flores de caléndula y un frasco en donde quepan los dos ingredientes.

Recuerda que el frasco debes esterilizarlo antes, para evitar que se creen bacterias en el interior y eche a perder el aceite de caléndula. Cuando vayas a coger las flores, recuerda cortar en el punto justo donde la flor y el tallo se separan. De esta manera, aprovechas las flores del todo.

Cómo hacer nuestro propio aceite de caléndula: mezcla

En este punto, cogeremos las flores de caléndula y las meteremos dentro del frasco. Echaremos por encima el aceite de almendras, de manera que el aceite, debe cubrir las flores. Si por un momento, no puede cubrirlas, añade más aceite de almendras o si sobra mucho aceite, no hay problema en añadir más flores. La cuestión es que quede equilibrado, que se vean muchas flores, pero cubiertas al completo.

aceite-de-calendula-como-hacer-maceracion

Cómo hacer nuestro propio aceite de caléndula: maceración

Cerramos el tarro herméticamente y comenzamos la maceración. Sólo tienes que guardarlo en un sitio oscuro, durante 40 días. Por supuesto, hay una manera mucho más rápida, que es exponiéndolo al sol durante 15 días, ya que con el calor, el proceso de maceración acelera notablemente, pero cuando se realiza en frío durante los 40 días, mantiene con creces, todas sus propiedades que no se pueden mantener, debido al calor.

Cómo hacer nuestro propio aceite de caléndula: filtrado

Cuando lo tengamos listo y macerado, después de los 40 días, es el momento de sacarlo de la oscuridad. Verás que el aceite se ha vuelto de un color naranja oscuro y muy intenso. Además, al abrir, tendrá todo el aroma de las caléndulas que lo han dejado allí. Sólo queda filtrarlo y guardar en diferentes frasquitos (mucho más cómodo y además podrás regalarlos) el aceite de caléndula resultante.

aceite-de-calendula-como-hacer-regalos

Ya tenemos nuestro propio aceite de caléndula. Casero y de lo más concentrado, para que cuando llegue el momento en que queramos usarlo, podamos disfrutar de su pureza y la confianza que nos da haberlo elaborado con nuestras propias manos.

ViviendoSanos.com

Newsletter