Escrito por Tendenzias

Campaña de Vacunas contra la gripe 2015-2016

Se acerca el frío de modo que es bueno que comencemos a pensar en las enfermedades como la gripe o los simples resfriados y sobre todo cuál es el mejor modo de poder prevenirlo. Es por ello que en Viviendo Sanos queremos hablaros ahora de las vacunas y en concreto de aquella que se aplica cada año para evitar la gripe. En Viviendo Sanos, Campaña de Vacunas contra la gripe 2015-2016.

campaña-vacunas-contra-la-gripe-2014-2015

¿Qué es la gripe?

que-es-la-gripe-y-la-vacuna-contra-la-gripe

Seguro que todos sabemos o hemos sufrido de la gripe alguna vez, pero suele ocurrir que se confunde con un resfriado cuando en realidad, no es lo mismo. La gripe es una enfermedad infecciosa que está causada por una familia de virus que tienen un nombre tan particular como Orthomyxoviridae.

A partir de esta “familia” podemos decir que son tres “miembros” los que causan la gripe y que serían los famosos Influenzavirus que se  llaman A, B y C, de los que los dos primeros son los causantes de gripe en el hombre.

Para evitar el virus de la gripe existe su vacuna que como otras vacunas están elaborada en base a fragmentos de virus muertos. Cada año se elaboran vacunas diferentes dependiendo de las cepas que estén causando la epidemia de gripe.

Para la campaña 2015-2016 se han detectado tres cepas distintas para la elaboración de la vacuna que en breve comenzarán a suministrar en todos los centros médicos.

Cuando nos suministran la vacuna contra el virus de la gripo, sucede que como con el resto de vacunas que podemos recibir, nuestro organismo las reconoce como una infección y entonces produce anticuerpos frente al virus, pero a diferencia de las demás vacunas esta protección sólo dura una temporada y por ello es necesario que cada año sea necesario volver a vacunarse y más si tenemos en cuenta lo que antes hemos señalado, y es que cada año los virus también son diferentes.

¿Por qué vacunarse contra la gripe?

por-que-vacunarse-contra-la-gripe

La gripe es un virus que todos pasamos cuando llega el frío y el invierno. Como cada año en los centros de salud podemos encontrar campañas que advierten de la importancia de vacunarse contra la gripe, y aunque muchas personas optan por no hacerlo y pasan la gripe sin más, y sufriendo los síntomas que desarrolla, es importante que seamos conscientes de vacunarnos a tiempo y más cuando se trata de personas o grupos de personas que puedan suponer una opción de riesgo.

Los niños y sobre todo las personas mayores y ancianas deberían vacunarse contra la gripe. Si se contagian y sufren la enfermedad no solo van a estar malos durante una o dos semanas sino que la propia gripe puede acabar derivando en alguna otra enfermedad que sea más grave y que puede suponer un riesgo grave para la salud.

Piensa que con una gripe no solo se debilita el sistema inmunológico por lo que somos más propensos a contagiarnos con otros virus, sino que además también se puede sufrir por ejemplo una deshidratación algo que en niños y ancianos es peligroso que ocurra.

En cuanto a las dosis que se administra en menores de nueve años, se hace en dos dosis separadas por al menos cuatro semanas, y en los mayores de nueve años es suficiente con una dosis de vacuna.

Por otro lado existen algunos casos concretos en los que pacientes enfermos, es recomendable que se vacunen contra la gripe y serían estos:

loadInifniteAdd(infinite_adv_1);
  • Enfermedad respiratoria crónica (fibrosis quística, displasia broncopulmonar, bronquiectasias, asma persistente moderada o grave)
  • Enfermedad renal crónica
  • Enfermedad cardiovascular grave
  • Enfermedad metabólica crónica (Diabetes mellitus)
  • Enfermedad inflamatoria intestinal crónica (en el caso de los niños con enfermedad celíaca no hay consenso en si es necesario su administración por lo que dependerá de cada pediatra o gastroenterólogo infantil la decisión)
  • Inmunodeficiencia congénita o adquirida (excluido déficit aislado de IgA)
  • Asplenia funcional o anatómica
  • Enfermedad oncológic
  • Enfermedad hematológica moderada o grave
  • Enfermedad neuromuscular crónica y encefalopatía.
  • Síndrome de Down u otros trastornos genéticos con factores de riesgo.

Vemos entonces que es realmente importante la vacunación contra la gripe ya no sólo para evitar la fiebre, y el malestar general que provoca sino también, para evitar que estas otras enfermedades, en el caso de padecerlas, empeoren.

Campaña de Vacunas contra la gripe 2015-2016

Campaña de Vacunas contra la gripe 2015-2016

Para concienciarnos sobre la importancia de vacunarnos contra la gripe, el gobierno lanza cada otoño una campaña de vacunas contra la gripe que varía dependiendo de cada Comunidad Autónoma aunque tenemos que decir que el fin es el mismo.

Puede que la imagen o dibujo de la campaña varíe de Madrid a Andalucía por ejemplo, pero en ambos casos y en el de todas las Comunidades Autónomas se resalta la importancia de que los ciudadanos pasen por su centro de salud para vacunarse.

campaña-de-vacunas-contra-la-gripe-2014-2015-cartel

La campaña de Vacunas contra la gripe 2014-2015 arrancará a mediados del mes de Octubre y normalmente dura hasta mediados de Noviembre o comienzos de Diciembre.

Como en años anteriores, la campaña va dirigida a los siguientes grupos de población:

loadInifniteAdd(infinite_adv_2);
  • Todas las personas de 60 años o más, especialmente si conviven en instituciones cerradas.
  • Personas menores de 60 años que, por presentar una condición clínica especial tienen un alto riesgo de descompensación o de complicaciones derivadas de la gripe.
  • Trabajadores de los centros sanitarios, tanto de atención primaria como hospitalaria, pública y privada.

Vacunación del personal sanitario

Es importante la vacunación de aquellas personas que trabajan en centros sanitarios y en especial, aquellas que se encuentran en contacto con pacientes en situación de riesgo (embarazadas, pacientes institucionalizados, enfermos crónicos, etc.).

Con la vacunación del personal sanitario se produce una menor transmisión del virus a pacientes en riesgo y una protección de los trabajadores en un entorno muy proclive a su propio contagio. El trabajador sanitario que se vacuna no sólo evita padecer la gripe, sino que también impide su transmisión a los pacientes y a sus propios familiares.

Según los últimos datos, la cobertura alcanzada en el personal sanitario ha ido en ascenso en las últimas campañas de vacunación (44% en 2013-2014 frente al 35% en 2012-2013).

ViviendoSanos.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos