Qué cuidados necesitamos para el invierno
0 votos

Qué cuidados necesitamos para el invierno

En invierno, por las temperaturas bajas y las constantes lluvias que lo caracterizan, resulta menos agradable que las estaciones cálidas, además de causarnos una cierta icomodidad, nos puede retraer del contacto con la naturaleza y nos incita a recluirnos en nuestros hogares. Para afrontar este clima, podemos adoptar hábitos muy útiles para que las repercusiones menos deseables del frío pasen a un segundo plano.

 


A continuación os explicamos que métodos puedes adoptar, muy útiles, para evitar todas las malas repercusiones causadas por el frío.

El invierno resulta mucho menos agradable que las otras estaciones cálidas, también puede causarnos incomodidad, además de retraernos del contacto con la naturaleza, incitándonos a recluirnos en nuestras casas. Para afrontar este clima, podemos adoptar hábitos muy útiles para que las repercusiones menos deseables del frío pasen a un segundo plano.

Los cuidados que debes tener en cuenta

Evita cambios bruscos de temperatura

Si vas a exponerte a temperaturas muy bajas, elige prendas de abrigo de tejido térmico. Como podéis observar en el vídeo de arriba, ya que este os mantiene la piel seca, conserva vuestro calor y permite que se evapore el sudor.

Intenta mantener la temperatura de tu vivienda evitando las corrientes que pueden provocar las puertas y ventanas abiertas.

Cuidado para la piel

Hidrata, protege y nutre tu piel para que esta goce de una buena salud . Estos son los cuidados básicos que necesita la piel para luchar contra los efectos del frío y de los cambios bruscos de temperatura.

Protege tu piel con crema hidratante con una crema hidratante, con esta evitarás la pérdida de la capa hidrolipídica de la piel. La grasa es un buen aislante contra el frío.

Las personas que tengan un cutis sensible, deben mostrarse cuidadosas con los cambios bruscos de la temperatura, ya que pueden dañar la piel a largo plazo.

No olvides que el cuidado del resto del cuerpo es muy importante. El abuso de prendas de abrigo demasiado cerradas o ceñidas y la falta de oxigenación impiden que transpiremos correctamente, lo que nos puede provocar la descamación de la piel.

Labios, nariz y manos

Para evitar que tus labios se corten o resequen, protégelos con hidratantes labiales.

Las manos también sufren el invierno. Aplícate a diario una crema hidratante y usa guantes si la exposición al frío es prolongada.

Si tu nariz tiende a enrojecerse a causa del frío, evita en tu dieta todo lo que provoque mala circulación.

 

Deja tu comentario

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>