Escrito por Tendenzias

Reflexología | Tipos, técnicas y beneficios

La reflexología es una práctica que se realiza con fines terapéuticos, utilizada desde hace cientos de años, que sigue unas creencias científicas aplicables a ciertas partes del cuerpo. Tiene propósitos curativos o paliativos para diferentes tipos de enfermedades y dolencias. En el presente artículo, te presentaremos este método altamente curativo que es la reflexología: tipos, técnicas y beneficios. Así sabrás todo lo que hay que saber acerca de este método, practicado por una gran cantidad de personas a nivel mundial.

La reflexología

Esta ancestral práctica también es conocida como reflexoterapia o terapia zonal y consiste básicamente en aplicar presión en puntos determinados del cuerpo. Esta presión se aplica utilizando los dedos y, de acuerdo a la presión aplicada y las partes del cuerpo en las que se aplica dicha fuerza, existe la creencia de que ésta puede aliviar dolencias variadas, como gastritis y asma, y aliviar los dolores de cabeza y cuello o los malestares producidos por la menstruación.

Reflexología-Tipos-técnicas-y-beneficios

Tipos de reflexología

En Connecticut, en el año 1913, el doctor William Fitzgerald investigó la reflexología en el departamento de otorrinolaringología del Hospital St. Francis y sostuvo la teoría de que el cuerpo humano estaba atravesado de manera longitudinal por una serie de puntos, de manera similar a los meridianos en un mapa cartográfico y que estos puntos, de alguna manera, “reflejaban” la posición de diferentes órganos del cuerpo, en determinadas zonas de los pies y de las manos. El doctor Joseph Riley, que también estudiaba esta práctica, fue quién elaboró los diagramas de ubicación de estos puntos en los pies. Luego, trabajando en conjunto con la masajista Eunice Ingham, establecieron el primer mapa reflexológico con los órganos y su correspondiente zona en los pies.

Reflexología-Tipos-técnicas-y-beneficios

Técnicas de reflexología

El principal objetivo de la reflexología es aliviar mediante masajes en distintas zonas del cuerpo, dolores y afecciones de la salud. Estos masajes se dan en una zona especifica, puesto que allí se ubican los puntos que conectan con diferentes órganos del cuerpo. En una sesión, se pueden encontrar estos puntos de dolor para determinar qué órgano está presentando una disfunción. El correspondiente masaje tiene efectos curativos y resulta beneficioso para el organismo, mejorando la circulación, relajando los músculos y dejando tras de sí una sensación agradable. Existen diferentes tipos de reflexología que pueden ser:

  • Podálica: Es la técnica de reflexología más popular. Se aplica sobre las plantas de los pies en donde, por medio de un mapa reflexológico, se determinan las zonas en donde coinciden los puntos con los diferentes órganos del cuerpo. También, se puede aplicar en las palmas de las manos y se usa, en conjunto o separado, con la reflexología de los pies.
  • Auricular: Ésta se aplica en las orejas y, en conjunto, con técnicas de acupuntura, es decir, utilizando agujas especiales para estimular las zonas de reflejo.
  • Abdominal: Tiene como principal zona de acción, el tórax y el abdomen.
  • Cuero cabelludo: Aprovecha la gran cantidad de zonas de reflejo en la cabeza.
  • Dedos y uñas: es utilizada en la técnica asiática “su-jok”, la que utiliza imanes para estimular y sensibilizar las zonas de reflejo.
  • En la piel: Conocida como digitopuntura, utiliza los dedos y agujas de acupuntura para realizar presión sobre las diferentes zonas del cuerpo.
  • Facial: Se puede usar en combinación con la reflexología del área del cuero cabelludo.
  • Iridología: El iris de los ojos tiene una gran cantidad de zonas reflejas y se ha descubierto por medio de estudios de reflexólogos que la aparición de manchas o diferencias de color en áreas del iris pueden determinar la presencia de dolencias o alteraciones en la salud del organismo.

Practicar o aplicar la reflexología no tiene ninguna contraindicación. Lo importante a tener en cuenta es la periodicidad y asiduidad con la que se practique y así con el tiempo se pueden identificar los diferentes puntos y zonas reflejas del cuerpo. Te presentamos una guía breve para que aprendas a reconocer estos puntos y que puedas practicar en la comodidad de tu casa una serie de masajes reflexológicos que pueden ser de gran utilizad cuando desees relajarte o aliviar los dolores de pies después de un largo día de trabajo:

  • Coloca los pies juntos de forma que los veas frente a ti en su totalidad.
  • Observa los dos dedos gordos. Ambos representan la cabeza. El derecho es el hemisferio derecho del cerebro y el izquierdo es el hemisferio izquierdo.
  • Traza una línea imaginaria bajo los cuatro dedos restantes. Éstos son los hombros.
  • La longitud restante de los pies se tiene que dividir en tres partes iguales. Serán la representación de la cavidad torácica, abdominal y pélvica.
  • En los laterales exteriores del pie, el hueso que sobresale en medio del pie están los brazos. Si trazas una línea descendente encontrarás la cadera, el fémur y el pie.
  • En los laterales interiores, está la columna vertebral.
  • En cada una de las uñas, están los senos frontales nasales y los dientes.
  • La zona inferior de los dedos meñique y anular está el oído medio, interno y externo. En los dedos índices, están los ojos. El dedo izquierdo representa al ojo izquierdo y el dedo derecho al ojo derecho.

Ahora vamos a indicarte cómo realizar una serie de automasajes:

  • Primero, se masajea un pie y, luego, se trabaja en el otro. Hay que ubicar las zonas del pie que necesitan estimulación.
  • A continuación, lo que tienes que hacer es calentar el pie. Ello se hace mediante un masaje que inicia como una frotación suave hasta terminar de manera intensa. Luego, con tu mano en forma de puño, da pequeños golpecitos en la planta del pie por aproximadamente un minuto.
  • El siguiente paso es entrelazar los dedos de los pies con los de la mano y estirar. Ésto puede generarte un poco de dolor, pero te ayuda a liberar energías. Después, se puede masajear utilizando los pulgares sobre la zona afectada o el órgano reflejado que desees aliviar. Tienes que hacerlo durante unos siete minutos por pie. Como última recomendación, puedes masajear el empeine y así estimular todo el sistema inmunológico.

Beneficios de la reflexología

Reflexología-Tipos-técnicas-y-beneficios

Los estudios realizados por los expertos en la materia han determinado que la reflexología y su práctica traen una buena cantidad de beneficios para el organismo. Se ha demostrado que induce a la relajación y reduce el dolor; está documentado en estudios realizados e investigaciones que se efectuaron en torno a personas de diferentes edades.

Asimismo, mejora la circulación sanguínea y ayuda a combatir diferentes estados de depresión y ansiedad, por lo que se considera una excelente terapia para las personas que sufren de alguna afectación en su salud mental. De igual manera, es un método que puede usarse para tratar las ansiedades y los dolores de los pacientes con cáncer. Los dolores y náuseas posteriores a un tratamiento de quimioterapia se pueden aliviar en una sesión de reflexología.

En términos generales, la reflexología puede aliviar diferentes tipos de dolor y reducir el estrés, puesto que en los pies se centra la mayoría de tensión y peso del resto del cuerpo. Aun así, no debe utilizarse como un sustituto de la medicina profesional. No te autodiagnostiques, consulta con tu médico y utiliza la reflexología prudentemente. Con todos los consejos explicitados a lo largo de este análisis, puedes aprovechar los beneficios de esta milenaria práctica y mejorar considerablemente tanto tu salud, como así también tu calidad de vida.

También te puede interesar:

Fuentes de imágenes:

  • https://s-media-cache-ak0.pinimg.com/
  • http://www.diabetesbienestarysalud.com/
  • http://www.expobeautymagazine.com/

ViviendoSanos.com

Newsletter