Escrito por

Cómo funcionan los oídos | Diferencias entre el oído derecho y el izquierdo

Los oídos no solo sirven para escuchar. El sentido del equilibrio, por ejemplo, se encuentra en los oídos. Sin embargo, y a pesar de la importancia de este órgano, es mucho el desconocimiento acerca de su funcionamiento y, sobre todo, el desconocimiento de la diferencia entre el oído derecho y el izquierdo.

Cómo-funcionan-los-oídos-Diferencias-entre-el-oído-derecho-el-izquierdo-equilibrio

Es por ello que hoy hablaremos de cómo funcionan los oídos: diferencias entre el oído derecho y el izquierdo, algunas curiosidades y, por supuesto, daremos algunas recomendaciones sobre cómo cuidar correctamente estos órganos.

Cómo funcionan los oídos

El oído humano es el órgano de la audición y del equilibrio.  Se trata de un sistema sorprendente y complejo que para cumplir con su función se ha dividido en tres partes:

  • Oído externo

Es básicamente la oreja. Incluye la membrana exterior, que salta a la vista, hasta el lugar en el que empieza el canal auditivo.  El oído externo u oreja tiene la función de captar el sonido como si fuese una antena, y dirigirlo hasta que llegue al tímpano. El oído externo también tiene la función de producir cera que, aunque nos parezca una incomodidad, ayuda a que el órgano permanezca húmedo y limpio. La cera en los oídos cierra el paso a las partículas de polvo, la suciedad y los microorganismos.

Respecto al cuidado y la atención de los oídos externos vale la pena mencionar que los bastoncillos que se utilizan habitualmente para la limpieza de estos órganos no deben ser introducidos en el canal auditivo. Esto solo logrará que la cera se adentre y se endurezca sobre el tímpano, dificultando la audición.

Cómo-funcionan-los-oídos-Diferencias-entre-el-oído-derecho-el-izquierdo-equilibrio
  • El oído medio

También llamado caja del tímpano, es una cavidad en la que circula el aire, transmitiendo la vibración de las ondas de sonido captadas por el oído externo. Esta transmisión de vibraciones es posible gracias a la intervención de tres huesecillos denominados martillo, yunque y estribo. Estos tres huesos (en cada oído) son los más pequeños del cuerpo humano pero, sin duda, de los más útiles. Vibran en sintonía con el tímpano, específicamente con un cartílago fibroso llamado la trompa de Eustaquio.

El tímpano, que es en esencia el oído medio, está compuesto por tres capas. La exterior es apenas una continuación del canal auditivo. La parte central es una membrana que vibra ante un estímulo sonoro que tiene una gran particularidad: tiene la capacidad de regenerarse. La parte interior, llamada pars tensa, está cubierta por una mucosa que, dependiendo de la intensidad de las vibraciones, puede limitar la transmisión, lo cual resulta de gran utilidad a la hora de evitar daños en el oído interno.

  • Oído interno

El oído interno es un verdadero laberinto. Esta parte es conocida como cóclea y es la responsable de distinguir e interpretar los sonidos. De hecho, en estas secciones de los oídos, se lleva a cabo una compleja conversión de señales de audio, que se transmiten al cerebro en forma de impulsos eléctricos a través de un nervio auditivo que los decodifica e interpreta.

Diferencias entre el oído derecho y el izquierdo

Los dos oídos no tienen las mismas capacidades. Procesan sonidos diferentes debido a la división del cerebro en dos hemisferios. El hemisferio derecho del cerebro controla el oído izquierdo, la mano izquierda, la pierna izquierda, el ojo izquierdo. Por contra, el hemisferio izquierdo asume el control de todas las partes del cuerpo ubicadas a la derecha.

Esto no significa que cada hemisferio trabaje por su lado. Ambos lo hacen en conjunto para lograr cumplir con todas las tareas que tienen a su cargo. Sin embargo, cuando se trata de la audición, el hemisferio izquierdo es mejor en tareas de procesamiento de información verbal, mientras que el hemisferio derecho se especializa en procesar la información no verbal, como la música, por ejemplo.

El oído derecho escucha mejor

El proceso de audición del ser humano se inicia por la captación de sonidos que hace la oreja que, como hemos explicado anteriormente, dirige estas vibraciones al oído medio y después al interno hasta llegar al cerebro (en primera instancia, al hemisferio derecho). El hemisferio derecho procesa los sonidos tonales, musicales y emocionales, y transfiere la información verbal al hemisferio izquierdo. Por eso, si deseamos que alguien nos entienda mejor, conviene hablarle al oído derecho.

El oído izquierdo para escuchar música

Cómo-funcionan-los-oídos-Diferencias-entre-el-oído-derecho-el-izquierdo-equilibrio

De acuerdo con los estudios de los otorrinos expertos, el oído izquierdo puede captar mejor los sonidos y las letras de canciones con contenido emocional. De tal manera que, si deseas escuchar con mucha atención una pieza musical, puedes tapar tu oído derecho y acercar la fuente de música al oído izquierdo, logrando una comprensión aún mayor de la obra musical.

En teoría, y de acuerdo con esta información, las mujeres utilizan en mayor proporción el lado derecho del cerebro, razón por la cual, tendrían una ventaja considerable a la hora de considerar dedicarse a la música en cualquiera de sus manifestaciones. No tenemos a disposición estadísticas que confirmen esto pero, sobre el papel, y de acuerdo con lo ya comprobado científicamente, tendría que ser así. Nos queda pendiente la tarea de hacer la encuesta.

También te puede interesar:

loadInifniteAdd(44636);

Fuentes de imágenes:

  • http://www.remediospopulares.com/
  • http://www.diabetesbienestarysalud.com/
  • http://ichef.bbci.co.uk/