Escrito por

Remedios caseros para el lumbago

El estilo de vida actual siempre deja algunos estragos en el cuerpo, especialmente en la espalda y su zona lumbar que sufren muchos daños a causa de los factores que agobian a las personas en su día a día. Sin embargo, puedes intentar con estos eficaces remedios caseros para el lumbago y mejorar tu condición sin acudir a costosas y doloras sesiones terapéuticas.

Qué es el lumbago

remedios-caseros-para-el-lumbago-dolor-zona-lumbar

El lumbago también conocido como lumbalgia es un dolor localizado en la parte baja de la espalda, en las vértebras lumbares y el coxis. Aunque en muchas ocasiones este dolor tiene su origen en otras áreas de la columna vertebral, la mayoría de las personas pueden hacer referencia a él sin considerar con exactitud la localización exacta del dolor de espalda que presenten.

El lumbago también es una de las razones más comunes por las que se acude constantemente al traumatólogo. Puede ser a ocasionado por muchos factores. Entre los factores más comunes se encuentran el realizar un esfuerzo físico excesivo, que el peso recaiga en esa área de la columna, hacer movimientos bruscos o desviaciones.

El dolor lumbar puede llegar a ser significativo cuando la persona se encuentra en reposo y repentinamente experimenta un episodio de dolor, también cuando realizar actividades físicas que no propicien este tipo de dolor y aun así agudicen la sintomatología. En estos casos, es recomendable ir al médico para descartar posibles desviaciones, lesiones, inflamaciones, hernias o malformaciones de la columna.

Por qué se produce el lumbago

El sobresfuerzo es la principal causa de origen del lumbago. Las personas que hacen trabajos pesados, entrenamiento físico que involucren el levantamiento de pesas o que deban cargar peso durante mucho tiempo prolongado, son las más propensas a padecer de este tipo de dolor. Al sobrepasar tu capacidad física, el peso que levantas puede afectar tu zona lumbar pues allí recaerá todo lo que estés cargando especialmente si tienes una postura inadecuada.

También, el lumbago puede producirse por movimientos bruscos y malas posturas, un ejemplo de ello es el ejercicio anaeróbico donde el levantamiento de pesas requiere de concentración, buena postura y el equilibrio del cuerpo y el peso para no afectar la columna. Cuando la persona pierde la concentración o levanta mucho más peso de lo que su capacidad le permite puede generar un desgaste o una lesión en la zona lumbar ocasionando el dolor. De igual manera, quienes trabajan durante muchas horas sentados suelen experimentar el lumbago. Mantienen una postura rígida en donde toda la presión se va hacia las vértebras lumbares y el coxis, esto puede ocasionar desviaciones si no se corrige a tiempo.

Otra causa poco frecuente son las infecciones en la columna como la osteomielitis, las disquitis o los abscesos que surgen a partir de complicaciones quirúrgicas o enfermedades de origen autoinmune.

La escoliosis es una malformación que origina una notable desviación en la columna vertebral que aparece en forma de letra S. Puede aparecer a cualquier edad y mucho más cuando la persona tienen predisposición a padecerla. Con esta patología los dolores lumbares son mucho más fuertes y también deben tratarse correctamente para detener el deterioro de la columna.

Las hernias discales ocasionan un terrible lumbago cuando los discos lumbares se mueven de su lugar. Los nervios se presionan debido a la compresión y la persona comienza a padecer terribles episodios dolorosos que deben ser medicados y tratados terapéuticamente. Por otra parte, la estenosis raquídea también puede hacer que los discos de la columna se desplacen y genera un crecimiento de tejido óseo anormalmente que produce mucha inflamación y dolor.

El deterioro que pueden generar todas estas causas de lumbago en la columna vertebral puede ser un daño irreversible, por lo tanto se debe tratar a tiempo para evitar peores complicaciones. También la prevención de la osteoporosis te ayudará mucho a combatir los riesgos de padecer alguna de estas causas del lumbago. Junto a la mejora de tu estilo de vida, que es el principal condicionante de padecer el lumbago.

Remedios caseros para el lumbago

remedios-caseros-para-el-lumbago-terapia-frio-calor

Existen diversos remedios caseros te servirán de mucha ayuda para eliminar el lumbago o reducir la intensidad del dolor en caso de que padezcas de algún caso severo.

Terapia de frío y calor

Esta terapia es la más usada alrededor del mundo, el lumbago suele disminuir su intensidad aplicando alternadamente frío y calor en el área de dolor. Procede a colocar una bolsa de hielo o una toalla con hielo en la zona lumbar al menos durante 20 minutos. Dos días después de haber comenzado el tratamiento a base de frío,cambia al calor. Para ello puedes calentar agua y colocar toallas humedecidas que estén calientes en la zona de dolor, también existen toallas termoeléctricas para mayor comodidad. Realiza esta terapia por lo menos una semana o hasta que sientas mejoría.

Leche con col

Te sorprenderá saber que la leche con col puede ayudarte a eliminar el lumbago. Prepara la col remojándola durante 5 minutos en un recipiente con una taza de leche fría. Cuando haya pasado el lapso de tiempo indicado, toma una toalla y humedécela con la mezcla para colocarla en tu espalda. Deja actuar al menos durante 15 minutos y luego enjuaga la zona tratada.

Perejil con sal

El perejil es ampliamente conocido por sus propiedades antiinflamatorias y analgésicas. Prepara una infusión en agua tibia, un poco de sal y unas ramas de perejil. Deja reposar durante 5 minutos hasta que las sustancias se mezclen bien. Luego coloca las ramas de perejil sobre la zona lumbar y deja actuar durante 20 minutos. Luego enjuaga y relaja la espalda reposando en la cama.

Aceite de árbol de té

remedios-caseros-para-el-lumbago-aceite-arbol-de-te

Este remedio natural tiene muchos beneficios para el organismo y uno de ellos es aliviar el lumbago. Puedes usarlo preparando una bañera con agua tibia y agregando alrededor de 20 gotas del aceite de árbol de té. Luego métete en el agua durante 15 minutos. También puedes tomar una toalla y humedecerla con agua caliente mezclada con 8 gotas de este aceite y colócala en la zona afectada.

Reposar en la cama

La manera más inmediata de calmar el lumbago es reposando en tu cama con una almohada debajo de las costillas o a medio lado con la almohada entre las piernas.

También te puede interesar:

Fuentes de imágenes:

  • http://pilatesriazor.com/
  • http://www.crescentphysicaltherapy.com/
  • http://tips-para.com/
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos